Análisis

COOSPO HW9 | Un sensor de pulso óptico económico. Análisis y comparativa

Publicidad

Un sensor de pulso es un producto muy sencillo y que simplemente tiene que cumplir con un cometido muy sencillo: enviar datos de pulso a otro dispositivo. Una vez que cumple con esto podemos buscar otras posibilidades: mayores prestaciones o menor precio. El Coospo HW9 entra en este segundo punto, ofreciendo un buen funcionamiento a un precio ligeramente inferior al de la competencia.

Eso no quiere decir que no tenga otras funciones interesantes. Cuando vemos a toda la competencia sobre el papel todo parece idéntico, cuando nos detenemos a mirar diferencias y similitudes es cuando encontramos los aspectos en los que son similares y en los que difieren.

¿Por qué quiere destacar Coospo su nuevo sensor óptico HW9 sobre la competencia? Principalmente por su relación calidad/precio, pues costando 55€ es el sensor óptico más barato con respecto a su competencia directa. Pero no es lo único que ofrece: Conectividad ANT+/Bluetooth de forma simultánea, hasta 35 horas de autonomía o un LED para indicar la zona en la que estamos entrenando.

Como siempre me gusta aclarar, el dispositivo utilizado para la prueba ha sido suministrado por parte de Coospo. Pero no se trata de un análisis patrocinado y tengo libertad absoluta para decirte todo lo bueno y lo malo de este producto para que así puedas realizar tu elección de compra con una opinión clara de lo que te ofrece.

Y si este análisis te ayuda a hacer tu elección, recuerda que comprando a través de los enlaces de la página estarás ayudando con una pequeña comisión sin coste alguno para ti. Así que ¡gracias!

Comprar Coospo HW9

Aspectos básicos del Coospo HW9

El Coospo HW9 es un dispositivo muy sencillo. Tan sencillo que lo único que tenemos es un botón en un lateral y un LED en la parte frontal.

El botón nos permite encender y apagar el sensor, mientras que el LED nos permite, de una forma visual, saber en qué zona de frecuencia cardíaca estamos entrenando (más sobre eso más adelante). No hay nada más que podamos controlar desde el sensor.

Usarlo es muy fácil, tan sólo hay que encenderlo con una pulsación corta en el botón. Quizás sea una de mis críticas, y es que es posible que si lo llevamos en una mochila o guardado en otro lugar se encienda accidentalmente de forma que se gaste la batería.

Apagarlo sí requiere una pulsación más larga. Quizás hubiese preferido que ambas acciones se realizaran a través de una pulsación larga. Independientemente de esto, cuando encendemos el sensor vibrará, algo que lo diferencia -para bien- de otros sensores de la competencia.

El Coospo HW9 viene con dos correas para el sensor, ambas del mismo tamaño. Pero son regulables y permite utilizarlas en dos sitios diferentes. Poniéndola más corta la podemos poner en el antebrazo.

Publicidad


Coospo HW9 - Antebrazo

Si te resulta más cómodo, puedes cambiar la longitud y colocarlo en la parte superior del brazo, por encima del bíceps.

Yo he tenido buenos resultados en ambas ubicaciones, aunque si quieres ver el LED lo mejor será llevarlo en el antebrazo.

Y hablando del LED, es posible configurar algunas cosas gracias a la aplicación de Coospo. Una aplicación bastante simple que permite grabar entrenamientos pero que la inmensa mayoría simplemente usará para cambiar parámetros del sensor.

Configuración Coospo HW9

Aunque las opciones son limitadas, especialmente en cuanto a las zonas. Simplemente podemos seleccionar una frecuencia cardíaca máxima, a partir de lo cual la aplicación establecerá las 5 zonas. No son editables por lo que lo que salga a partir de la FC máxima es con lo que te quedarás. Esto sirve para la inmensa mayoría.

La segunda opción que tenemos es la alerta de frecuencia cardíaca. Activando esta función y seleccionando un valor de frecuencia cardíaca, el sensor vibrará avisándonos de que hemos alcanzado esa FC, por si la has seleccionado como medida de seguridad por el motivo que sea.

También podemos conocer el estado exacto de la batería, ya que a través del sensor sólo podemos saber si tenemos menos de un 10% de batería a través de parpadeos en color rojo.

Así es el sensor por la parte trasera.

Coospo HW9 - Sensor

Y así es el diseño de la correa, bastante sencillo.

Coospo HW9 - Correa

Pero vamos con datos más específicos, empezando por la conectividad. El Coospo HW9 ofrece conectividad dual a través de ANT+ y Bluetooth a través de dos canales. Eso quiere decir que podemos tenerlo funcionando con dos dispositivos simultáneos a través de la conexión Bluetooth (por ejemplo un teléfono y un reloj), o a dispositivos ilimitados a través de ANT+.

Lo he emparejado con multitud de dispositivos a través de diversas conexiones, funcionando sin problemas en todos ellos. Relojes como Garmin Forerunner 955 y 965, ciclocomputadores como Garmin Edge 840 o Wahoo ELEMNT Rival, aplicaciones como Zwift, etc. Usando ANT+ en los dispositivos que lo soportan, y Bluetooth en los que no.

Sólo he tenido problemas con el Suunto Vertical, pero a causa del sensor sino del reloj (ahora mismo hay un bug con respecto a algunos sensores externos).

En cuanto a la autonomía, Coospo declara 35 horas de duración. No he contabilizado todas las horas para apurar hasta ese número de horas, pero en mis pruebas puedo decir que sí se aproxima a esa cifra sin mucha dificultad. He podido entrenar durante semanas sin necesidad de realizar ninguna recarga intermedia, y el sensor no ha perdido batería mientras estaba apagado.

Hay dos aspectos en los que el Coospo HW9 se queda algo corto con respecto a la competencia. El primero es la resistencia al agua ya que se limita a ser IP67. Esto quiere decir que aguanta lluvia, sudor y salpicaduras de cualquier tipo, pero no la inmersión en agua. No está diseñado para nadar y me preocuparía si tuviese que, por ejemplo, cruzar un río con el sensor en el brazo.

El otro aspecto en el que es más limitado es en el número de LEDs que rodean al sensor. El Coospo HW9 sólo tiene dos LEDs verdes.

Coospo HW9 - Sensor

No importa lo que digan los diferentes fabricantes, cuantos más LEDs tengamos junto al sensor mejor será la lectura.

Fiabilidad del Coospo HW9

Obviamente toca hablar de lo más importante de un sensor de pulso óptico, que es su fiabilidad. Más allá de las otras características lo que queremos es que el sensor transmita los datos correctos a nuestro dispositivo principal, porque si esto no lo hace bien no tendría ningún sentido.

En las diferentes pruebas que he estado realizando lo he comparado con otros sensores, tanto ópticos como pectorales. Sensores de pecho tan reputados como el Polar H10 (considerado el «gold standard» en el mundo científico) o el Garmin HRM-Tri. Y el Polar Verity Sense como sensor óptico, que también está considerado de forma generalizada como el sensor óptico más fiable.

Te voy a mostrar una serie de entrenamientos que he realizado con algunos comentarios breves. Esta parte es más aburrida y tú mismo puedes sacar tus propias conclusiones viendo las diferentes gráficas.

Primer ejemplo, un entrenamiento de carrera a ritmo suave constante, parando a atar los cordones y regreso. Totalmente llano y sin cambios de intensidad.

Comparativa FC Coospo HW9

Otro entrenamiento de carrera con más cambios de intensidad por subidas y bajadas de cuestas, además de estar probando las Under Armour Velociti Elite y probando diferentes ajustes de cordones (por eso tanta caída de intensidad).

Comparativa FC Coospo HW9

Entrenamiento de intervalos con dos bloques de 5 minutos a intensidad moderada.

Comparativa FC Coospo HW9

El resumen de estos entrenamientos de carrera es que todos los sensores han coincidido plenamente en la lectura, pero el Coospo siempre ha estado 1-2 pulsaciones por debajo de los demás.

Un par de entrenamientos de intervalos en el rodillo, sin ningún tipo de vibración en el manillar, algo no demasiado complicado para todos los sensores (incluso los ópticos de los relojes).

Comparativa FC Coospo HW9

Comparativa FC Coospo HW9

Y a continuación saliendo con la bici al exterior en una mezcla de ruta de carretera con gravel (sin vibraciones y con vibraciones).

Comparativa FC Coospo HW9

Comparativa FC Coospo HW9El resultado vuelve a ser bastante positivo, pero se repite la misma situación que con la carrera: las pulsaciones que marca el sensor de Coospo son siempre 1-2 inferiores a las que obtengo con cualquier otro sensor.

¿Debería preocuparte esto? No demasiado. El error es siempre el mismo y estamos hablando de un error aproximado del 1%. Y eso suponiendo que los otros no tengan ningún margen de error, que también puede existir.

Esa diferencia es además siempre constante, por lo que no es algo que se produzca a alta o baja intensidad, está siempre presente.

¿Cómo se compara con la competencia?

Con la reciente llegada del sensor de pulso COROS, este nuevo Coospo HW9, lo que ya había en el mercado y otras propuestas de marcas asiáticas (Magene, por ejemplo, también tiene otro modelo) hay mucho donde elegir. Como decía al principio las diferencias son pequeñas, pero existen.

Así que nada mejor que rescatar el cuadro comparativo que hice para la presentación del COROS donde lo comparo con los principales sensores ópticos del mercado.

COROS Sensor de pulso

De esta lista siempre ha destacado el Polar Verity Sense por su precisión y sus buenas prestaciones: memoria interna para grabar entrenamientos de forma independiente, perfil de natación, buena autonomía y magnífica precisión…

El Coospo tan sólo lo supera en autonomía y precio. Pero es verdad que la diferencia de precio es bastante elevada, aunque el Verity Sense es un sensor que podemos encontrar muchas veces en oferta por lo que la ventaja del Coospo se diluye. Con una diferencia de 10-15€ me cuesta trabajo recomendar el Coospo por encima del Polar.

Podemos hacer una comparativa más directa con el nuevo sensor de COROS. Tiene la ventaja de las tres conexiones Bluetooth simultáneas, pero el Coospo lo compensa con la compatibilidad ANT+, algo que no tiene el COROS. Ambos están a la par en cuanto a autonomía, así que la posible ventaja es que quizás COROS añada el registro en memoria en el futuro, aunque por los correos que he cruzado con COROS no parece que vaya a ser inmediato.

Existen pequeñas diferencias entre los diferentes sensores, así que cada usuario tendrá que ponderar a qué funciones le dan más importancia. Igual no te importan las tres conexiones Bluetooth simultáneas del COROS, o las posibilidades de natación del Polar. O sólo te importa el precio más económico.

Sea como fuere, la función principal de un sensor de pulso la tendrás con cualquiera de estas propuestas, la diferencia es qué otras funciones adicionales ofrecen.

Comprar Coospo HW9

Espero que este análisis completo te haya ayudado a decidir si es un dispositivo válido para ti o no. Todo el trabajo que realizo puedes consultarlo sin ningún tipo de coste, pero si quieres apoyar la web y con ello el trabajo que realizo, la mejor forma de hacerlo es comprar tu nuevo dispositivo a través de los enlaces que facilito a continuación.

Y si no lo compras hoy, ¡acuérdate de pasar por aquí cuando vayas a hacerlo! A través de estos enlaces no sólo conseguirás un precio muy competitivo y la mejor atención al cliente, sino que además yo recibiré un pequeño porcentaje sin que a ti te cueste ningún desembolso adicional. Eso es lo que permite que pueda seguir ofreciéndote pruebas como esta en la página.

Coospo HW9

 

Opinión Coospo HW9

El sensor de pulso óptico de Coospo me parece una propuesta interesante, aunque quizás con un futuro complicado en el mercado. Sin el nivel de funciones del Polar Verity Sense y a menudo sin demasiada ventaja en el precio, optar por el Coospo en lugar del Polar es arriesgado.

La fiabilidad, más allá de esa 1 o 2 pulsaciones de diferencia entre sensores, creo que es buena. Y tampoco he tenido ningún problema de compatibilidad o conectividad, lo he podido emparejar correctamente con cualquier dispositivo.

El diseño del brazalete es correcto. Cómodo y sin destacar demasiado en diseño, pero cumple su función a la perfección. No he tenido problemas de desplazamiento o de movimiento, tampoco el sensor se ha dado la vuelta mientras lo llevaba en el brazo.

De cualquier manera, Coospo también puede decidir lanzar precios más agresivos para este dispositivo separándolo más del Polar, ganando en la batalla de ser un sensor económico aunque no alcance en prestaciones o plataforma al modelo de Polar.

¡Gracias por leer!

Eduardo Mateos

Con más de 25 años inmerso en el mundo de la tecnología, y más de una década dedicada específicamente a la tecnología deportiva, Eduardo va más allá de los análisis superficiales. Ha invertido tiempo significativo en utilizar, probar y desentrañar cada componente. Como triatleta de larga distancia, su vida gira en torno a la natación, la carrera y el ciclismo, actividades que no solo definen su pasión sino que también lo impulsan a comprender a fondo cómo la tecnología puede potenciar el rendimiento deportivo. Esta dedicación le ha permitido fusionar la experiencia tecnológica con su amor por el deporte. El compromiso de Eduardo con la calidad y la autenticidad se refleja en cada análisis y review publicada, proporcionando información valiosa respaldada por años de experiencia práctica y análisis detallado.

Publicaciones relacionadas

5 comentarios

  1. Hola buenas!

    Llevo unas semanas usando el COOSPO HW9 y tengo una duda.

    Desde que el Garmin (Fenix 5 plus, en este caso) toma el dato de bpm del sensor de antebrazo, el cálculo (Estimación…) de calorías se ha reducido prácticamente a la mitad. Y me refiero sobre todo a actividades de carrera a pie. Ya sé que es un dato que no se le suele dar importancia, pero yo sí lo manejo por diversas circunstancias.

    He comparado salidas similares en km, tiempo y bpm y el gasto calórico/km es más de la mitad.

    Ya he leído tanto en tus análisis como en otros que puede haber un pequeño gap de 1 o 2 bpm a menos en el Coospo, pero eso no es proporcional al dato de calorías que está reportando ahora el Garmin.

    ¿Quiere esto decir que el Garmin, para el cálculo de calorías, no toma el dato de bpm si procede de un sensor externo o del Coospo en concreto? ¿Se puede modificar esto de alguna forma?

    Muchas gracias por tu ayuda, como siempre.

    Un saludo.

      1. No tengo conocimientos sobre los cálculos/algoritmos de estos relojes…
        Pero algo cambia.
        He dejado de usar el Coospo y las estimaciones de calorías vuelven a los datos de antes.
        Que no digo que sean los más correctos.
        Pero para mis 70kg me tiene más sentido estar gastando unas 55/60 kcal/km a un esfuerzo medio, que las 20 que me marcaba usando sensor de antebrazo.
        Pero muchas gracias de todas formas.

      2. A no ser que Garmin «cape» el uso de un sensor externo y haga el cálculo sólo con distancias, ritmos, etc… No?
        (es que me estoy acordando de aquel artículo tuyo de hace años sobre cómo calculaba las calorías los relojes… 😁)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba