Análisis

Bose Sport Earbuds | Análisis y opinión de los auriculares para hacer deporte

¡Atención!

LAS MEJORES OFERTAS DE BLACK FRIDAY

Ya están aquí las mejores ofertas del año, NO TE LAS PUEDES PERDER.

Ofertas en tecnología deportiva: Black Friday en Garmin, Polar, Suunto y más.
Chollos en Nike: 25% de descuento en TODO (o casi todo).

This page is also available in English

Un análisis de unos auriculares para hacer deporte no puede ser igual que un análisis de auriculares en general. El entorno de uso es muy diferente y no buscamos las mismas cosas. Por supuesto que la calidad de sonido es algo que se debe tener en cuenta (al final su uso principal es escuchar música), pero de nada sirve que tengan una calidad de audio fantástica si en cuanto trotamos 20 segundos el auricular se cae o pierde la conexión. 

Y por el mismo motivo los fabricantes diseñan auriculares específicos para correr (o hacer deporte en general). Porque si nos paramos a pensarlo unos segundos no es una tarea sencilla.

Tienen que ser cómodos, no puede ser que tengamos que ajustarlos cada tres pasos. Y ligeros, porque en caso contrario se caerán o terminarán molestando en las orejas. Deben llevar algún tipo de protección para el sudor y correr bajo la lluvia. Y poder controlar la reproducción desde el auricular sin tener que hacerlo desde el teléfono u otro dispositivo que estemos utilizando. Por supuesto que la batería aguante entrenamientos de unas cuantas horas. Y que no tengan desconexiones cada dos por tres. ¡Ah! que también suenen bien es un detalle importante. 

Es decir, no buscamos unos auriculares como los de Renfe, queremos algo un poco más… bueno, bastante más decente. El mercado de los auriculares totalmente inalámbricos es indudablemente grande, pero no todos cumplen con todos los requisitos indicados anteriormente. 

Bose Sport Earbuds

BOSE SPORT EARBUDS

Comodidad - 9
Calidad de audio - 8
Autonomía - 7.5
Conexión y transmisión - 9
Relación calidad/precio - 7.5

8.2

TOTAL

El mercado de los auriculares inalámbricos está en plena ebullición, y los Bose Sport Earbuds representan una muy buena opción dentro del segmento de la gama alta. La calidad de sonido es alta y sobre todo, son muy cómodos.

Clasificación del usuario: ¡Sea el primero!


Lo mejor

  • Sonido equilibrado sin caer en bajos demasiado intensos
  • Ajuste perfecto sin ningún movimiento durante el ejercicio
  • Verdaderamente cómodos
  • Controles que responden a la perfección 

Necesita mejorar

  • La caja de carga podría ser más pequeña
  • IPX4 podría resultar algo corto bajo lluvia intensa
  • La aplicación no ofrece ecualizador
  • Los únicos codecs que soporta son SBC y AAC (pero no aptX)

Características y diseño Bose Sport Earbuds

Encuentra la mejor oferta

Bose Sport Earbuds

Bose lleva más de 50 años dedicados al HiFi, y lógicamente estos no son sus primeros auriculares Bluetooth.

El catálogo de auriculares inalámbricos in-ear de Bose ahora mismo está simplemente compuesto por estos Bose Sport Earbuds y sus hermanos mayores, los Bose QuietComfort Earbuds con cancelación de ruido activa (pero no demasiado indicados para el deporte).

Estos Sport Earbuds son la renovación del anterior modelo que tenían en catálogo para cubrir el segmento deportivo, los Bose SoundSport Free, a los que han mejorado en muchos aspectos.

Un tamaño más compacto, nuevas puntas para las orejas que son más cómodas (y que no hay forma de mover de su sitio, por mucho que lo intentes) y un nuevo sistema de control táctil más cómodo que los pequeños botones.

Hay tres colores donde elegir: blanco glaciar con toques de amarillo flúor, azul báltico y el típico negro (llamado Triple Black).

Bose Sport Earbuds - colores

La primera característica que debes tener en cuenta es que se trata de unos auriculares que cumplen el estándar Bluetooth 5.0 (versión 5.1 para ser más exactos). ¿Qué significa esto? Que utilizan el estándar Bluetooth LE -Low Energy-; que ofrece menor consumo de batería y, en consecuencia, mayor autonomía.

¡Atención!

LAS MEJORES OFERTAS DE BLACK FRIDAY

Ya están aquí las mejores ofertas del año, NO TE LAS PUEDES PERDER.

Ofertas en tecnología deportiva: Black Friday en Garmin, Polar, Suunto y más.
Chollos en Nike: 25% de descuento en TODO (o casi todo).

Hay uno de los auriculares que es el maestro (el derecho), que es el que se ocupa de la conexión y donde están los micrófonos.

Bose Sport Earbuds - Micrófonos

Por tanto si quieres utilizar sólo uno de ellos porque no quieres aislarte totalmente del entorno, tendrá que ser ese el que te pongas en la oreja, pues el izquierdo no funciona por sí mismo ni se conectará con el reproductor Bluetooth. 

Ese auricular derecho también tiene un sensor que detecta cuándo te lo pones o te lo quitas. Al retirarlo de la oreja la música se detiene de forma automática, en caso de que quieras mantener una conversación con alguien que te hayas cruzado, y al volver a ponerte el auricular la música continuará sin que tengas que hacer nada más.

Bose Sport Earbuds - Sensor oreja

Con ese sensor también podemos hacer que se responda una llamada de forma automática al ponerte el auricular en la oreja. Todo esto se puede activar en las opciones de la app.

Insisto, todo esto está integrado en el auricular derecho, ese es el “inteligente”. Aunque el izquierdo no es del todo tonto.

No hay ningún tipo de botón en los Bose Sport Earbuds, lo cual no quiere decir que no tengamos posibilidad de controlar el reproductor de audio. Ambos disponen de una interfaz táctil capacitiva. Si tocas dos veces el auricular derecho podemos pausar o reproducir la música, o manteniendo el dedo en el auricular contestarás una llamada o accederás al asistente de voz. El auricular izquierdo responde también a los toques, pero en este caso podemos elegir qué función realizará: 

La aplicación no llega mucho más allá, y no tiene posibilidad de realizar ecualizaciones específicas. Aunque no la desinstales, porque cuando haya disponible alguna actualización de firmware tendrás que hacerla con ella.

Los Bose Sport Earbuds son bastante cómodos en la oreja gracias a varios aspectos. En primer lugar por su ligereza ya que sólo pesan 6,75 gramos cada uno. Además Bose estrena unas nuevas puntas en este modelo que denomina StayHear Max, realizadas en una silicona muy suave. No ejercen presión en el oído por lo que después de estar un rato usándolos no tendrás esa sensación de molestia en la oreja que sí ocurre con las puntas más rígidas. En la caja se incluyen en total tres parejas de puntas de diferentes tamaños, para que encuentres la que mejor sellado te ofrezca para tener unos buenos graves y una cancelación pasiva del ruido.

Buscador de chollos

Bose Sport Earbuds - Puntas

Todas ellas disponen de un ala que ayuda a fijar el auricular en el oído, sin necesidad de usar ningún tipo de gancho en la oreja para asegurarlas. Y ciertamente el auricular queda perfectamente fijado, no se mueve en absoluto hagas lo que hagas. Puedes hacer series intensas, saltar, sacudir la cabeza… es más fácil que te hagas daño en el cuello intentando sacudir la cabeza a que el auricular se te vaya a caer de la oreja.

Aunque una cosa a tener en cuenta es que los Bose Sport Earbuds sobresalen bastante del canal auditivo. No es algo que importe demasiado más allá de un tema estético, aunque sí puede ocurrir que los auriculares estorben un poco si queremos quitarnos algo de ropa sacándola por el cuello.

Como es habitual en todos estos auriculares, la caja de transporte es a la vez una batería de carga. Con los auriculares cargados al 100% la autonomía es de hasta 5 horas de uso ininterrumpido, y si necesitas un poco más tienen una carga rápida de 15 minutos que te proporciona hasta 2 horas de uso adicional. La carga completa de los auriculares se realiza en dos horas.

La caja de carga tiene una batería interna de 290mAh, ofreciendo hasta 2 cargas completas adicionales (lo que hace 15 horas en total). Cargar la batería de la caja de carga por completo llevará tres horas, y se hace a través de un cable USB-C.

Bose Sport Earbuds - USB-C

En cuanto a la resistencia a las inclemencias del tiempo, los Bose Sport Earbuds cumplen con el estándar IPX4. Dicho estándar cubre la resistencia al sudor y las salpicaduras de agua, por lo que no tendrás problema al practicar deporte incluso aunque comience a llover a mitad de un entrenamiento. Sin embargo si la lluvia es muy intensa comenzaría a preocuparme. Agradecería que Bose hubiese llegado a cumplir el estándar IPX7 (como sí hacen los Jaybird Vista), que sí ofrece resistencia completa incluso para un huracán o tifón. 

Calidad de audio

Los Bose Sport Earbuds utilizan los drivers propios de la compañía y cuentan con ecualización activa, una función específica de Bose que modifica la respuesta de frecuencia para que coincida con la curva de respuesta de Bose. Es decir, el sonido típico que podemos encontrar en los productos de la marca (y que está patentado).

Ofrece un sonido cálido y bastante balanceado. Los bajos tienen presencia, pero sin tener una presencia exagerada como puede ocurrir con los auriculares de Beats.

Esto lo comprobé rapidamente con una “Strict Machine” de Goldfrapp, una canción en la que las frecuencias bajas tienen mucha presencia en el desarrollo de la melodía. Pero esa presencia de los bajos no enmascara la voz de Alison Goldfrapp como sí puede ocurrir con otros auriculares.

Es una canción que ofrece unos bajos profundos y constantes, hasta el punto de que según cómo sea la ecualización del reproductor pueden llegar a ser molestos o exagerados. Sin embargo en los Bose están en su medida exacta.

En esta canción los Jaybird Vista dan algo más de protagonismo a los bajos. En el desarrollo acompañan muy bien a la canción, pero al llegar a la parte del estribillo resultan demasiado descontrolados y quitan todo el protagonismo a la voz de la artista.

Given to Fly” de Pearl Jam es una canción difícil en general para los auriculares. Las letras de la canción pierden mucho protagonismo bajo la melodía y no es fácil escuchar a Eddie Vedder con claridad.

Es algo que sí consigo con los Sony WH-1000XM2, que cuentan con unos drivers mucho más grandes. Los Bose sin embargo no consiguen ese equilibrio y la letra queda algo enmascarada bajo la guitarra de McCready.

Mi prueba de fuego con cualquier equipo de sonido es siempre el fragmento “O Fortuna” de “Carmina Burana“. En esta opera tenemos un rango dinámico muy amplio con un acompañamiento musical enorme con unos enormes timbales. Las voces soprano son muy agudas y a menudo se escapan o se empastan entre sí debido a una mala calidad de los drivers.

Es algo que no ocurre con los Bose Sport Earbuds, en los que la ecualización activa encuentran un buen equilibrio en ese rango tan amplio. Ofrecen una voz bastante limpia (con las limitaciones propias de un dispositivo de este tipo) y el sonido no queda tan empastado como sí me ocurre con los Sony WH-1000XM2.

Pasando a música electrónica, podemos hacer una escucha de “Five Hours” de Deorro.

Los Bose ofrecen unos bajos intensos pero controlados, al menos más controlados de lo que se puede escuchar con los Jaybird Vista donde toman demasiado protagonismo. Aunque en este caso son los Sony 1000XM2 los que ofrecen el sonido más brillante de los tres gracias a su diseño de auricular cerrado.

No obstante, aunque no llegan al nivel de los Sony, los Bose muestran una capacidad muy buena a la hora de reproducir música electrónica. Algo similar ocurre con “Friendships” de Pascal Letoublon.

Escuchando “Till It’s Gone” de Yelawolf los Bose ofrecen una voz muy clara, aunque los bajos “rotos” tan especiales de esta canción no ofrecen la nitidez deseada.

En esta ocasión tanto los Jaybird Vista como especialmente los Sony 1000XM2 ofrecen mejor rendimiento y un sonido muy equilibrado, permitiendo disfrutar de la canción una y otra vez.

Los Bose no tienen tanto equilibrio, no hay tanta separación entre la voz y los ritmos de la propia melodía.

Donde sí encontraremos alguna limitación es en los codecs soportados. Bose sólo ofrece soporte para SBC y AAC. Digamos que SBC es el codec básico que se incluye con cualquier dispositivo que soporte el perfil de audio Bluetooth. No es el mejor, pero es “suficiente”, al menos si hablamos de escuchar música mientras hacemos deporte. La tasa de transferencia es de 192-320kbps. Sin embargo su principal problema es que presenta algo de retardo, por lo que no es el más idóneo a la hora de, por ejemplo, ver vídeo.

AAC por su parte es un codec algo mejor, y es el Apple incluye por defecto en sus dispositivos. Da un rendimiento algo superior al SBC, pero sigue estando limitado como codec de alta calidad, aunque no tiene el problema del retardo que sí presenta el SBC.

Por tanto los Bose Sport Earbuds no ofrecen soporte para codecs más avanzados como aptX o LHDC. Algo a tener en cuenta si quieres tener la máxima calidad de audio posible. Aunque no debes olvidar que el auricular es sólo una parte de la ecuación, de nada serviría que fuesen compatibles con aptX si el dispositivo que utilizas para reproducir música no lo ofrece.

Bose Sport Earbuds

Opinión Bose Sport Earbuds

Si valoramos los Bose Sport Earbuds como auriculares para practicar deporte, la nota que reciben es muy alta. Los auriculares permanecen fijos en la oreja sin importar qué es lo que estás haciendo. Por mucho que te esfuerces no vas a conseguir que se caigan. 

Pero no es sólo que permanezcan en la oreja al hacer deporte, es que no se muevan en absoluto y además no terminen resultando incómodos. Es algo que en ocasiones me ocurre con los Jaybird Vista. Después de una hora corriendo se mueven ligeramente y tengo que volver a recolocarlo, y en muchas ocasiones no vuelvo a conseguir el sellado del canal auditivo. Nunca he tenido ese problema con los Bose ni he tenido que preocuparme en absoluto de su colocación.

La calidad de sonido que aportan es realmente buena. Sinceramente, dado su precio no esperaba otra cosa, porque cuando uno gasta bastante más de 100€ en unos auriculares una de las cosas que más valora es precisamente la calidad de sonido, lo contrario no tendría sentido. Los Bose Sport Earbuds tienen un buen nivel de bajos, perfectos para acompañarte mientras practicas deporte con música que mantenga alto el espíritu, pero eso no quiere decir que se despreocupe del resto de rangos.

Sin embargo no todo es perfecto. La caja de carga y transporte es bastante voluminosa comparada con el resto de la competencia, pero ese tamaño no aporta un mayor número de cargas. Si llevas la caja en el bolsillo del pantalón se agradecería que tuviera un tamaño más compacto.

Bose Sport Earbuds - Tamaño

Y del mismo modo también agradecería un rango más alto de protección IPX. No porque el IPX4 sea insuficiente para hacer deporte o incluso para soportar lluvia, ese nivel de protección debería ser suficiente. Pero si se trata de una lluvia muy intensa quizás estemos jugando con fuego… y no son unos auriculares precisamente baratos. 

En cualquier caso, todo depende de tu nivel de melomanía. Si eres afortunado y tienes orejas de corcho no vas a apreciar diferencias entre estos auriculares y cualquier otro de 30€. Y digo lo de afortunado porque cuando eres capaz de percibir las diferencias… entras en un agujero negro. Pero si te gusta escuchar música tanto entrenando como en el día a día y quieres unos auriculares cómodos y con una calidad de audio elevada, y no te importa gastar más de 150€ en ellos, los Bose Sport Earbuds no te van a defraudar.

¡Gracias por leer!

¿Quieres estar siempre informado?

Únete a la comunidad

Facebook

Twitter

Instagram

Strava

Suscribete

RSS

Publicaciones relacionadas

9 comentarios

  1. Hola. Tengo los Bose Soundsport Free y se me caen a cada minuto. Son mas pesados que estos y sobresalen mas. Entiendo que cada uno tiene la oreja diferente y en unas personas tendrá mejor “agarre” que en otras. Evidentemente no estoy contento con los que tengo y valoro cambiar. Como los auriculares son dificiles de probar, aunque solo sea para ver como aguantan en carrera, querría saber si probaste los Soundsport Free y si tampoco se te movían. Éstos a mi se me caen a cada momento y cuando tengo la oreja sudada, salen volando. Muchas gracias

    1. No he probado los Soundsport Free, pero sí tengo referencia de lo que comentas acerca e las caídas y movimientos, especialmente en cuanto hay sudor. Es algo que sí me ha pasado en el pasado con otros modelos de auriculares.

      Los nuevos Sport Earbuds cambian en muchos aspectos. Ahora son bastante más pequeños y pesan la mitad. Además las puntas son de un nuevo material, lo que Bose denomina StayHear Max. En aspecto de ajuste y comodidad creo que es un salto con respecto a los Soundsport Free que tienes ahora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A través de este formulario se tratan los datos con la única finalidad de poder gestionar tus comentarios.

Estos datos quedarán registrados en el servidor, salvo si marcas la casilla de suscripción al boletín de novedades que se almacenarán en la lista de Mailchimp (que también cumple con todas las leyes). En cualquier momento podrás solicitar tanto la baja de cualquiera de los correos como la eliminación de todos tus datos.

Para más información puedes comprobar la política de privacidad para tener más información de dónde, cómo y por qué almaceno tus datos.

Y perdón por el tocho, pero estoy obligado a ponerlo.

Botón volver arriba